Atractivo turístico

Aunque se ha informado mucho del Salón de la Fama y sus avances como construcción, tuvo muy buena acogida la nota en la que informé que sería a finales de febrero la inauguración del museo de los inmortales.

Este lugar se convertirá en visita obligada para las personas que lleguen a Monterrey en viajes de placer o negocios. Los amantes del Rey de los Deportes tendrán un pretexto extra para darse la vuelta por la Sultanes del Norte.

Y en 2019 ya tienen dos “motivos” porque entre marzo, abril y mayo muchos vendrán a los partidos de Ligas Mayores que se van a celebrar en el estadio Monterrey.

Hace casi seis años que el beisbol nacional vive sin su recinto de inmortales y aunque en Monterrey el futbol manda, lo cierto es que la historia beisbolera es extensa y un lugar como este atraerá gente de Tamaulipas, Coahuila y San Luis Potosí, estado cercanos a Nuevo León.

Desde hace muchos años Monterrey ha sido básico en el mundo beisbolero, pero es muy difícil luchar contra una marabunta futbolera que acapara todos los espacios en los medios de comunicación. Por eso el beisbol regio se disuelve entre tanta información de futbol, aunque en el fondo sea el segundo deporte más importante de la ciudad.

Acabo de estar en Ciudad Obregón y allá las cosas son al revés. Todo mundo habla de su equipo y asistir al estadio es casi religión. Y la gente que no puede ir al parque de pelota tiene en su sistema de cable la posibilidad de ver los cuatro partidos diarios que se realizan en la temporada regular.

En Monterrey vivir del beisbol se ha vuelto caso imposible para los periodistas. La mayoría de los medios no están interesados y hay compañeros que tienen que pagar para poder tener sus programas. Así no se puede.

Esa es una asignatura pendiente de todos los que organizan el beisbol regio.

BIEN POR JUAN VENE

Me enteré que el periodista venezolano, Juan Vené, ha donado una gran cantidad de libros para la biblioteca del nuevo Salón de la Fama y es un hecho plausible. Es posible que en México haya también personas que tengan libros, revistas, archivos de fotos o artículos interesantes que puedan ser donados al recinto.

Por lo pronto, la primera exposición artística será la que se exhibe en Oaxaca y resulta extremadamente interesante.

Síguenos!

Síganos!

Manténgase informado