¡Castigados y despedidos!

El gerente general de los Astros, Jeff Luhnow, y el manager A.J. Hinch fueron suspendidos por un año por Major League Baseball. Después de que los castigos fueron anunciados, el dueño del equipo, Jim Crane, despidió tanto a Luhnow como a Hinch.

Houston también cederá sus primeras y segundas selecciones del draft tanto en el 2020 como el 2021, como parte de los castigos. Además, los Astros recibieron una multa de cinco millones, la mayor cantidad permitida en la Constitución de las Grandes Ligas.

El ex gerente general asistente de los Astros, Brandon Taubman—despedido por el equipo en octubre tras hacer comentarios ofensivos dirigidos a un grupo de reporteras tras la Serie de Campeonato de la Liga Americana—ha sido suspendido por un año también.

“Encuentro que la conducta de los Astros, más sus altos ejecutivos de operaciones de beisbol, amerita una disciplina significativa”, dijo el Comisionado Rob Manfred como parte de un veredicto de nueve páginas emitido por MLB.

“Me baso en eso por el hecho de que los altos ejecutivos de operaciones de béisbol recibieron un aviso en septiembre del 2017 de que yo les hallaría responsables por violaciones de nuestras políticas en torno al robo de señas, y esos individuos no tomaron acción alguna para procurar que los jugadores y directivos cumplieran con dichas políticas durante la postemporada del 2017 y la temporada regular del 2018.

“La conducta detallada ha causado que los fans, jugadores y ejecutivos de otros clubes de MLB, más miembros de los medios, cuestionen la integridad de los juegos en los que participaron los Astros. Es imposible determinar si la conducta impactó los resultados en el terreno, la percepción de que algo de eso sí alteró los partidos causa un daño significativo al juego”.

Como parte de la suspensión, se les prohíba a Luhnow y Hinch desempeñar cualquier función para cualquier club. No se les permitirá entrar a ninguna instalación de Liga Mayor, Liga Menor ni Entrenamiento de Primavera, incluyendo los estadios.

Si a Luhnow o Hinch se le encuentra cometer “cualquier violación material en el futuro” de las reglas de las Grandes Ligas, el ofensor será colocado en la lista permanente de inelegibles.

Según el veredicto, la investigación reveló “absolutamente nada de evidencia” de que Crane estuviera consciente de la conducta del equipo.

“Crane está extraordinariamente desconcertado y molesto con la conducta de los miembros de su organización. Apoyó completamente mi investigación y cedió un pleno acceso a toda información solicitada”, dijo Manfred.

El informe afirma que el ilegal robo de señas era mayormente manejado por los jugadores, aunque dice que el ex coach de la banca de los Astros, Alex Cora—el ahora manager de los Medias Rojas—estuvo involucrado en su preparación. Cora no fue castigado como parte de esta investigación, pero el informa dice que podría enfrentar un castigo al concluir la investigación en pie sobre alegaciones del ilegal robo de señas de parte de sus Medias Rojas en la temporada del 2018.

MLB empezó su investigación de los Astros en noviembre, cuando un informe de The Athletic destacó el sistema del robo de señas en el 2017, cuando Houston ganó el primer título de Serie Mundial de su historia.

El lanzador de los Atléticos, Mike Fiers—integrante de los Astros en dicha campaña—fue citado en el artículo, además de tres fuentes anónimas que fueron parte de la organización en aquel 2017.

Fiers dijo que los Astros usaban una cámara colocada en los jardines para ver las señas del receptor contrario, que a su vez fueron comunicadas al bateador cuando alguien producía cierto ruido en un área entre el dugout y el clubhouse.

Síguenos!

Síganos!

Manténgase informado